Noviembre es el Mes de Concientización sobre la Falta de Vivienda y la Inseguridad Alimentaria

  • ser consciente
  • Estar sano
  • Ser proactivo
  • Sea útil

Comprométete con nosotros a ser consciente de nuestros vecinos que pueden no tener suficiente. Demos donde podamos y mantengámonos positivos y serviciales en cada interacción.

Noviembre es el Mes de Concientización sobre la Falta de Vivienda y la Inseguridad Alimentaria

La inseguridad alimentaria es un problema creciente para las familias de NM, y los veteranos y las víctimas de violencia doméstica corren un mayor riesgo de quedarse sin hogar

El bienestar incluye todas nuestras necesidades de salud física y mental, y las más básicas son tener un lugar seguro para vivir y alimentos para comer. Si bien noviembre suele ser un mes para celebrar la gratitud y el agradecimiento, es importante recordar que muchos de nuestros vecinos no tienen suficiente comida ni un lugar donde vivir. Noviembre es el Mes Nacional de Concientización sobre la Falta de Vivienda y la Inseguridad Alimentaria. Tomemos medidas para proteger el derecho de todos a un refugio seguro y cómodo ya una alimentación saludable.

Antes de COVID, Nuevo México tuvo un aumento de 27% en personas sin hogar, el más alto de la nación. COVID empeoró los problemas para los nuevomexicanos. Muchos perdieron sus trabajos o tuvieron que dejarlos para quedarse en casa y cuidar a sus hijos. Otros ya no podían pagar el alquiler o la vivienda porque el costo de vida subió hasta 22% en el último año.

Las familias de Nuevo México todavía luchan con los crecientes costos de alimentos, gasolina y vivienda. Durante años, Nuevo México ha tenido una de las tasas más altas de inseguridad alimentaria para niños en el país. con el 28 por ciento de los niños de Nuevo México sin suficiente comida. Cada semana, casi 70,000 nuevomexicanos buscan asistencia alimentaria, aproximadamente del mismo tamaño que la ciudad de Santa Fe. 

 

Existen muchos programas para ayudar con la inseguridad alimentaria y la falta de vivienda, incluidos Departamento de Servicios Humanos de Nuevo México, con programas de asistencia alimentaria y de ingresos. El hambre puede tener un gran impacto en la salud mental de los niños, incluida su capacidad de aprender, y crear riesgos de retraso en el desarrollo, enfermedades y problemas de comportamiento. Para combatir el hambre infantil en nuestro estado, HSD, BHSD, los bancos de alimentos y otras organizaciones sin fines de lucro en todo Nuevo México están trabajando en estrecha colaboración para garantizar que las personas vulnerables puedan obtener ayuda para acceder a los alimentos. 

 

La falta de vivienda le puede pasar a cualquiera. Las personas que trabajan en trabajos de salarios bajos, las personas que viven con enfermedades mentales, las que tienen problemas de abuso de sustancias, los trabajadores migrantes, los adolescentes fugitivos o traficados, las víctimas de violencia doméstica y los veteranos corren un riesgo mucho mayor de quedarse sin hogar. La violencia doméstica es un principal causa de falta de vivienda para mujeres y niños que se ven obligados a huir de sus hogares o enfrentan el desalojo. El Departamento de Servicios Humanos de Nuevo México, División de Servicios de Salud del Comportamiento (BHSD) trabaja para conectar a sobrevivientes de violencia doméstica para ayudar, incluida la ayuda para encontrar una vivienda segura. BHSD trabaja con refugios locales para víctimas de violencia doméstica que brindan alojamiento de emergencia y centros de crisis que pueden ayudar a los sobrevivientes si desean emprender acciones legales. 

 

Los veteranos también corren el riesgo de quedarse sin hogar. Más de 7.5% de todas las personas sin refugio en Nuevo México son veteranos. BHSD ofrece muchos recursos y servicios de apoyo para veteranos y sus familias. Su sitio web detalla cómo su departamento está respondiendo a las necesidades de los veteranos e incluye información y recursos sobre cómo obtener apoyo para acceder a los beneficios disponibles para los veteranos.

 

Los problemas de salud mental, el trauma infantil y el abuso de sustancias también pueden contribuir a la falta de vivienda, todo lo cual puede implicar estigma y conducir al aislamiento. Terminar con el estigma comienza con confrontar nuestras propias creencias internas y cambiar nuestro comportamiento para ser más amables e inclusivos. 

 

La buena noticia es que hay muchas maneras de retribuir, e incluso el acto de bondad más pequeño puede marcar una diferencia significativa. Puede revisar su armario para armar un paquete de ropa abrigada, mantas o zapatos limpios y usados en buen estado para donar a un refugio local. Puede donar alimentos no perecederos y que no hayan caducado a un banco de alimentos local. Considere ofrecerse como voluntario con agencias locales de apoyo. Al tratar a las personas sin hogar con respeto y dignidad, podemos marcar la diferencia y trabajar para construir una comunidad mejor.

Recursos

Falta de vivienda/Vivienda de apoyo


Vivienda de Crisis/Refugios

 

Inseguridad alimentaria/Asistencia

 


veteranos

Gracias por hacer el compromiso #DoseofWellness.

Formulario de compromiso

Recuerde participar en conversaciones sobre salud mental con otras personas y difundir el mensaje de que la salud mental es tan importante como la salud física: todo está conectado.